IPN innova para contrarrestar la escasez de agua

Por Redacción
54 vistas

La crisis del agua afecta al mundo entero y las proyecciones para 2024 agudizan esta situación, por lo que las comunidades científicas del mundo trabajan para contrarrestarla.

Así lo hace el Instituto Politécnico Nacional, por medio del Departamento de Territorio y Medio Ambiente del Centro Interdisciplinario de Investigaciones y Estudios sobre Medio Ambiente y Desarrollo (CIIEMAD), espacio donde se desarrollan estudios sobre hidrometeorología y los gases de efecto invernadero, con tecnología satelital y datos climatológicos y meteorológicos, la mitigación de la escasez hídrica debe iniciar mediante esfuerzos de captación de lluvia, reparación de fugas y reforestación, además de la implementación de una campaña intensa del uso responsable del líquido en todo el país.

El profesor e investigador del Instituto Politécnico Nacional (IPN), Ángel Refugio Terán Cuevas, reconoció que el incremento de la temperatura, la disminución de lluvia en gran parte del territorio nacional y la deforestación son fenómenos que contribuyen a la escasez de agua.

Terán Cuevas subraya que el ciclo hidrológico depende de la vegetación y si ésta es afectada ya no hay retención de humedad en determinadas partes del país: «los cuerpos de agua se han visto afectados. De acuerdo con la Comisión Nacional del Agua (Conagua), las principales presas del país se encuentran a menos del 50 por ciento de su capacidad», alertó el especialista.

El investigador destaca la importancia de la captación de agua, en zonas como la Ciudad de México, donde la presencia de lluvias se da solo en algunas épocas del año. Terán explica que uno de los proyectos de investigación que se desarrolla en el Politécnico, propone concentrar los escurrimientos de lluvia de zonas altas, filtrarla y utilizarla en tiempo de sequía.

Terán Cuevas lanzó una iniciativa para que por cada nacimiento en México se siembre un árbol, con la finalidad de lograr reforestar el territorio nacional y, con ello, atraer la humedad necesaria para contar con agua. Además, el científico busca promover la iniciativa para que la sociedad científica aporte ideas para contrarrestar la escasez de agua.

Por su parte, la científica Issis Claudette Romero Ibarra, de la Unidad Profesional Interdisciplinaria en Ingeniería y Tecnologías Avanzadas (UPIITA), del Instituto Politécnico Nacional (IPN), afirma que el estudio del agua representa una alternativa necesaria para paliar la escasez que afecta a gran parte del país, porque sus resultados derivan en innovaciones y tecnologías que ofrecerán soluciones prácticas a un problema añejo como es el estrés hídrico.

Romero opera junto con su equipo multidisciplinario de científicos la Planta Piloto Sustentable de Tratamiento de Agua del IPN, la cual funciona con energía solar. Este desarrollo científico-tecnológico representa un proyecto disruptivo que coloca al IPN a la vanguardia en el estudio y análisis del vital líquido.

El diseño y operación de la planta inició en 2016 y se construyó bajo el enfoque de tratamiento de agua pluvial sin cloración, con sistemas de control, monitorización y automatización de la misma. En este espacio, estudiantes de licenciatura y posgrado realizan proyectos científicos y tecnológicos que contribuyen a crear alternativas de tratamiento y purificación del líquido, además permite dotar de agua destilada al Laboratorio de Síntesis Química de la UPIITA y a otras unidades académicas y centros de investigación del Politécnico.

Cabe destacar que la planta opera con energía obtenida de paneles solares, que a su vez sirven de techo en el estacionamiento y brindan energía eléctrica a las demás instalaciones de la UPIITA. Romero Ibarra aseguró que la planta fue creada con el apoyo de la Secretaría de Educación, Ciencia, Tecnología e Innovación de la Ciudad de México (Sectei).

«La recaudación de agua pluvial representa una alternativa esencial para atender las necesidades en instituciones educativas, motivo por el cual en la UPIITA se creó un Kit de Filtrado, conformado por dos filtros elaborados con resinas modificadas con nanotecnología, que permite tratar el agua de lluvia y aprovecharla en actividades domésticas”, puntualizó.

La catedrática del IPN explicó que los filtros tienen una alta capacidad para descontaminar, remover sólidos y trazas de metales pesados, además de que son más económicos que los que actualmente se encuentran en el mercado.

Actualmente, los filtros junto con su correspondiente impermeabilización, se han instalado en cuatro escuelas primarias de las alcaldías de Gustavo A. Madero y Tlalpan.

Finalmente, Issis Romero subrayó que es imperante concientizarnos de que ya estamos en una situación en la que urge tomar acciones, que podemos implementar desde nuestros hogares, además de acciones de gestión ambiental con programas consolidados como el Plan Hídrico de la CDMX y los objetivos del Desarrollo Sostenible. «Nosotros desde la academia y la investigación hemos diseñado varias estrategias que están encaminadas para tratar diferentes efluentes y contaminantes en diversos escenarios”, concluyó.

También te puede interesar

Orus Media

Somos un medio de comunicación digital multimedia, que busca convertirse en un referente de la información política y social en México.

Suscribete

Suscríbete y podrás recibir todo nuestro contenido digital

Noticias

@2022 – All Right Reserved.